en Cine

Cómo mejorar tus dotes interpretativas

Quieres ser un actor de clase mundial, ¿verdad? ¿Quieres asumir esos papeles tan desafiantes y obtener el reconocimiento de los mejores actores de método del mundo: DeNiro, Pacino, Brando, Hoffman, Bale, Streep? Eso es posible, pero primero debes aprender a caminar antes de poder correr. Los Actores de Método mencionados anteriormente y muchos otros que no he mencionado, trabajaron duro para dominar su oficio; fueron puestos a prueba por sus coaches de actuación.

El secreto del éxito no es apresurarse (la prisa da resultados mediocres), sino ser minucioso y paciente. Puede llevar años convertirse en un maestro de su oficio. Voy a compartir con ustedes 4 métodos de actuación técnicas para mejorar su talento para que puedan afinar su actuación y estar en camino a la producción de actuaciones de clase mundial.

4 técnicas de interpretación para mejorar tu talento

SABER QUIÉN ERES

Lee Strasberg y Uta Hagen eran actores de la enmienda que se conocían a sí mismos antes de interpretar papeles, y yo también.

Debes entender lo que te ha moldeado, apreciar las experiencias por las que has pasado, saber cuáles son tus valores y creencias y cómo llegaste a ellos y saber cómo las cosas que has experimentado te han cambiado/afectado física, mental y emocionalmente.

Sin saber quién eres, lucharás por “conseguir” los personajes que interpretes. Muchos de mis estudiantes comentan que no sólo aprenden a actuar, sino que también aprenden más acerca de sí mismos – invaluable para que usted pueda retratar la vida de otra persona. Sin conocerte a ti mismo, ¿cómo te identificas con un papel?

RELAJACIÓN

Strasberg definió la tensión como la “enfermedad profesional” del actor. Estoy totalmente de acuerdo. La tensión no es sólo física sino también emocional y mental. La tensión es la energía que se ha acumulado a lo largo de su vida a partir de sus experiencias únicas que le hacen comportarse en patrones y hábitos particulares.

La tensión se manifiesta en los músculos a través de los nervios. Cuando la tensión permanece en el cuerpo, las emociones o los pensamientos de los actores hace que su trabajo sea mucho más difícil.

La tensión bloquea el acceso al subconsciente de los actores, sus impulsos y bloquea la puerta de entrada a la imaginación. La tensión mental es la más difícil de liberar debido a los hábitos mentales arraigados e intrincados, pero es posible.

Muchos de mis estudiantes no entienden la importancia de la relajación cuando comienzan el proceso de desentrañar sus hábitos, pero poco después de que comienza la escena se dan cuenta del impacto que tiene la tensión en su capacidad de expresarse artísticamente. Si empiezas a usar la relajación, tú también serás capaz de tener muchos hábitos antiguos y estar más presente en cada escena, permitiéndote trabajar con veracidad en cada momento.

PREPARACIÓN

Mucha gente confunde a Method Acting por sumergirse en el papel y convertirse en otra persona. Convertirse en otra persona es una imposibilidad y es un mito enorme de Method Acting, pero aprecio de dónde viene este concepto. Los actores de método preparan sus papeles a fondo. Preparan el papel tanto que lo conocen casi tan bien como se conocen a sí mismos.

Esto permite a un Actor de Método expresar la vida de una manera artística y llevar algo diferente al escenario.

CREAR UNA HISTORIA VISUAL

La actuación es un arte visual y todo lo que haces en el escenario o en la pantalla cuenta una historia. Si te quedas quieto sin saber qué hacer, eso le cuenta una historia a tu director y al público de que no sabes qué hacer. Realmente es así de simple.

Mis estudiantes de actuación pronto se acostumbran a recibir críticas como “la historia que me contaste era que estabas nerviosa, tus nervios se manifestaban en tu forma de hablar y tus gestos”.

Actuar es comportarse con veracidad bajo circunstancias imaginarias, como dijo Sanford Meisner; sea consciente de la historia que su comportamiento o la falta de él le está contando a su director y a su público.

Escribe un comentario

Comentario